viernes, 5 de marzo de 2010

Leer con los oidos

“Aprender a leer con los oídos no con la vista” decía Unamuno.

Mientras leemos serenamente o miramos rápidamente los blogs estamos leyendo con la vista. Qué supone leer con los oídos. Querría decirnos Unamuno que no podemos dispersar nuestros sentidos y que es necesario fijarnos detenidamente en lo que leemos.

Estoy leyendo, o como ahora escribiendo, los pájaros que revolotean en mi entorno lleno de árboles, cantan alborotados, ahora que la lluvia nos dio un descanso.

Si pongo atento mi oído mientras leo el blog…qué oigo. Oigo el sentido del humor de María, en su blog transmite además mucha vida. Le sale desparramada en tantas imágenes como fotos, y por supuesto la contagia a sus muchos comentaristas. Oigo en Arobos un corazón amante de su tierra y una inteligencia volcada en lo que ama. Oigo en Miner, la susurrante voz que me lee textos elegidos exquisitamente. En Mame Valdes oigo un corazón lleno de sentimientos, una piel surcada de emociones que ahora encauza escribiendo en su blog, se le ha convertido en una especie de dique o pantano regulador de ellas. Yo los disfruto.
En Karen oigo hasta sus silencios, aunque leer en voz alta para experimentar que mis oídos oigan sus sonetos es un placer sin igual.
Leo procurando oir a muchos otros blogeros como Alfonso, Paco Piniella, El ave peregrina, Pepe López, Lao, Entorno a Jerez, Eduart Punset … forman una sintonía o varias según la estación, como Vivaldi, que me acompañan y me dan alegría.

7 comentarios:

Alfonso dijo...

Gracias por lo que me toca :)

Lao dijo...

Leer sintiendo el entorno e intuyendo
la vida y escuchando tal vez sus jilgueros. Sientes mi domingo donde estoy por encender la parrilla rodeado de árboles, luego de una larga reflexión con Adela; y no sólo
"mis" pájaros. Pronto la casa se va a llenar con los hijos!!!

MAMÉ VALDÉS dijo...

Cuando honor estar reflejado en esta entrada, que más quisiera yo ser como "USTED" me ve, muchisimaaaaaaas graciaaaaaaaas.

Karen Dinesen dijo...

Gracias, Beli.Es muy bonito lo que dices.Y me siento arropada, muy abrigada, cuando alguien como tú es capaz de oír mis silencios.
Un abrazo.

miner dijo...

Interesante entrada:
"Oigo a Miner..."
La gente desesperada busca a Miner en google y bloquea los blogs donde aparece ¡¡¡EL!!!

AROBOS dijo...

Gracias por la mención. De acuerdo contigo en que se leen palabras, se leen sonidos, se lee entre líneas, se leen sentimientos, miradas, silencios, gestos...

__MARÍA__ dijo...

¡Gracias guapa!
Yo soy como el sombrerero de Alicia, que siempre voy con la hora encima y llego tarde a los sitios...será la edad.

Besos con retraso.